» » El traficante de juguetes que lleva alegría a niños en siria

El traficante de juguetes que lleva alegría a niños en siria

Jose L. Rodriguez G. 9 de diciembre del 2016 Noticias
Enlaces patrocinados
El es un hombre común haciendo algo extraordinario, dejando a un lado sus comodidades y tranquilidad. Decide llevar algo de alegría a aquellos niños que en su diario vivir lo que respiran es muerte, guerra y dolor. La mayoría de estos pequeños han perdido a sus familiares.

Es apodado el traficante de juguetes, ya que recolecta grandes cantidades de juguetes que traslada desde la frontera de Turquía a Siria. El es un padre de familia tiene 6 hijos que viven con él en Finlandia, su nombre es Rami Adham actualmente tiene 44 años de edad y se dedica a esta hermosa labor desde hace 5 años.

traficante-de-juguetes-siria-2

Uno de los lugares más concurridos de sus viajes a sirias es Alepo, es una zona donde constantemente hay bombardeos en ataques aéreos. Donde arrasan con la vida de muchas personas y niños de manera continua. Este hombre pone en riesgo su propia vida solo para que aquellos niños puedan por un momento distraerse de su entorno.

Rami, desde el año 89 vive en Filandria aunque es Sirio de nacimiento se radico en ese país desde hace muchos años. Cuenta que no se le había ocurrido llevar juguetes a zonas en guerra, por lo general en sus primeros viaje solo llevaba comida y medicina. Pero el consejo tierno de su hija llamada Yasmin, que le dijo (tengo muchos juguetes lleva algunos para esos niños).

Con los ojos cristalizados cuenta que su hija de tan solo tres años, le abrió una puerta gigantesca al corazón de miles de pequeños afectados por las guerras. Esta hermosa tradición de llevar osos de peluches y muñecas le han otorgado el apodo de Traficante de Juguetes. Ya ha realizado un total de 27 viajes donde ha vivido fuertes experiencias.

El traficante de juguetes ha llevado la luz a la oscura realidad en Siria

La primera vez que decidió aventurarse a llevar ayuda a este lugar, fue en un campo donde tenían a los refugiados de la guerra. Se encuentra ubicado en la frontera, repartieron comida pero una vez que sacaron los juguetes miles de niños se aglomeraban a su alrededor para obtener algo con que jugar.

Enlaces patrocinados
Fue en ese momento cuando vio la necesidad no solo de comida sino de distracción, de que por un momento pudieran olvidarse de su alrededor. En estos momentos su itinerario para esta labor es de cada dos meses. Por lo general lleva montones de bolsas con hasta 90 kilogramos en juguetes.

De hecho en uno de sus viajes fue a la ciudad de Atmeh, ubicada específicamente al norte de Siria. Llevo alrededor de 800 juguetes, luego se dirigió a una escuela donde los 200 estudiantes al verlo llegar, rápidamente formaron filas extensas para recibir su dosis de alegría a través de un oso de peluche o una muñeca.

En el mes de junio fue a sectores controlados por las fuerzas rebeldes, cuenta que el miedo en los rostros de quienes viven en ese lugar es indescriptible. Ellos han quedado prácticamente aislados por sus rutas bloqueadas. El traficante de juguetes llego caminando, fueron más de 10 kilómetros este fue su viaje numero 27.

Su transitar en ese valle de sombras lo llevo a presenciar la muerte de seis pequeños huérfano, que estaban bajo su custodia. Todos murieron no sobrevivieron al fuego de las bombas que perturbaron el lugar por tres largas semanas.

Actualmente posee una página donde todo el que sienta deseos de ayudar a esta hermosísima labor puede hacerlo. El sitio se llama Go Fund Me, personas de todo el mundo pueden donar e incluso involucrarse en estos viajes humanitarios.

Finalmente su meta es construir una escuela, hasta ahora ha recaudado más de 39 mil euro.

Enlaces patrocinados

Jose L. Rodriguez G.

SEO, Redactor, Social Media

¡Déjanos tu opinión!